El salto cuántico de la Inteligencia Artificial generativa de vídeo

La Inteligencia Artificial está poniéndolo todo patas arriba. SORA, la nueva herramienta de vídeo generativo de open AI, lleva ya semanas en el candelero -porque cada semana hay un avance-. Con prompts de lenguaje natural se obtienen unos vídeos increíblemente realistas, largos y de alta calidad. En este vídeo tienes una compilación de demos para que veas lo que es capaz de hacer. Sigue la lectura luego para saber en qué falla todavía y cómo el combo creatividad humana + IA puede dar frutos más que interesantes…

Sin palabras, ¿verdad? Sin embargo, nuestra primera recepción fue más fría. Y es que en Equilateral contamos con Mrs. Y Mr. Frame, que lideran un súper-eficiente departamento de calidad y supervisión. Así aseguramos que la primera versión de cualquier audiovisual que entregamos al cliente, roce la perfección. Sus entrenadísimos ojos enseguida vieron que el gato tenía 3 patas delanteras…

… y que en un par de frames las esquinas de un libro se doblan de manera totalmente antinatural…

Y luego ya, en sucesivos visionados detectaron más “fallos en Matrix”, vamos, lo que la mayoría de profesionales del gremio detectaron: que el comportamiento de las físicas de los movimientos sigue siendo inaprensible para la inteligencia artificial, aunque… Sólo a veces.

Y entonces, cuando estábamos vanagloriándonos de la superioridad humana VS las máquinas, un escalofrío nos recorrió el cuerpo desde el talón hasta el cerebelo: nos dimos cuenta de que la IA había dado un paso de titán en tan sólo 12 meses. En tan solo un año “humano”, que parece que equivalga a veinte años para la IA (¡por lo que le ha cundido!) hemos pasado de encontrar unos vídeos inquietantes, inverosímiles y de mala calidad: los generados por Stable Diffusion en 2023 (como el famoso vídeo de Will Smith comiendo espaguetis), a esta locura hiperrealista que, vale, tiene defectillos pero es muy potente y tiene mucho potencial.

Esta rápida evolución ha influido significativamente en nuestra industria y tenemos el mejor ejemplo en las altas esferas de Hollywood, donde un productor ha paralizado una inversión de 200 millones de dólares para futuras producciones, después de ver la demo de SORA. Desde su punto de vista, ya no es necesario organizar y desplazar un equipo de rodaje cuando puede generar las imágenes sin salir del estudio. Definitivamente, las reglas del juego están cambiando.

En Equilateral, ponemos en alto valor la experiencia y la creatividad que nuestro equipo puede aportar a cualquier proyecto audiovisual, ya que el criterio y el cariño humano son irremplazables. Por tanto, la IA es para nosotros un buen aliado a la hora de agilizar tareas rutinarias, ayudarnos en la generación de imágenes que no existen o aportar un plus de calidad en nuestras producciones. 

Somos early adopters y, durante los últimos meses, hemos ido estudiando e implementando herramientas de IA en la creación de imágenes que no hemos podido fotografiar, ni comprar en bancos de stock o que, sencillamente, no existen. También nos ha servido de ayuda para obtener nuevas perspectivas de nuestras propias imágenes o incluso para desbloquear los procesos de brainstorming a la hora de arrancar un guión. Las posibilidades son infinitas y cada día descubrimos nuevas funcionalidades cada vez más asombrosas y precisas. 

Lejos de “quitarnos el puesto”, estas herramientas nos ofrecen nuevas perspectivas laborales. Son muchas las empresas que ya cuentan con talentos que ejercen como puente entre el lenguaje humano y el lenguaje artificial. Estos profesionales del prompt engineering saben cómo formular la instrucción más precisa y eficaz para obtener un output óptimo después de haber estudiado el lenguaje computacional por pura práctica dentro de estos sistemas o a través de una formación adhoc. 

Sin embargo, sí que existe un peligro mucho más real e inminente en relación a estas inteligencias artificiales. No debemos olvidar que son medios colaborativos que necesitan de nuestra intervención humana para aportar información de interés y datos reales. La seguridad de la documentación que aportamos puede verse comprometida, así como nuestros principios éticos. Así pues, la Inteligencia Artificial no debería comprometer nuestros derechos fundamentales como seres humanos, profesionales y artistas.

Llegado este punto, nos preguntamos cuáles serán los próximos pasos en nuestra industria audiovisual. ¿Intentaremos poner límites a su evolución? ¿Sustituirá a alguno de nuestros compañeros del sector? ¡Podríamos preguntarle a ella! Pero quizás nos conteste la astucia artificial de la máquina y su respuesta sea deliberadamente confusa. Lo he escrito como broma, pero lo releo y le veo sentido, disculpen que me ponga puntualmente distópico… Pero ahora me pongo práctico y optimista pensando que se acabarán poniendo los límites éticos apropiados y será una herramienta muy potente y útil…

Lo que sí tenemos claro es que cualquier empresa que invierta en IA como apoyo para su departamento creativo inhouse, contará con una dupla profesional capaz de agilizar los procesos de creación y enriquecerse de esa relación humano-máquina.

El ejemplo perfecto lo tenemos en esta vídeo-creación del artista Don Allen Stevenson III (ex Dreamworks):

Si has tenido tiempo de leer la descripción del vídeo en YouTube, te habrás dado cuenta de que la postura del creador es bastante positiva respecto a esta nueva etapa creativa. Él mismo la define como «una nueva era de storytelling creativo».

Dirigiendo bien la IA y agregando la pizca -inmensa- de creatividad y experiencia humana, se generan unos resultados fantásticos. Se vislumbra una cantidad de piezas audiovisuales más amplia, hacer realidad sueños creativos difíciles de cristalizar hasta ahora  -imaginad los costes de animación 3D que hubiera tenido este breve vídeo de Don-, y un horizonte con sorpresas que ahora mismo no podemos concebir.

Pero eso sí: teniendo siempre la supervisión del criterio humano y su predisposición a la diversidad creativa. Esta variedad es un “must” para los expertos de la comunicación, pues temen que la Inteligencia Artificial nos lleve a una uniformidad y homogeneidad de contenidos audiovisuales, puesto que de momento, todo bebe de las mismas fuentes. 

¡Sigan sintonizándonos! 😉

Seguiremos informando…

Toni Hernández González. CTO y Director de Postproducción

Xavi Moreno Simón. Director de Proyectos y Contenidos

¡Comparte!

Más ideas...